Blog de Bdeo

Todos los articulos

INTELIGENCIA ARTIFICIAL Y TECNOLOGÍA

Las ciudades inteligentes y su impacto en el sector asegurador

14 julio 2022 · Por Ana Navarrina

La tecnología ha cambiado nuestras vidas para siempre, y ahora está cambiando también nuestras ciudades. Las ciudades inteligentes, también llamadas ciudades digitales, Smart Cities o ciudades conectadas, son áreas urbanas que recogen datos electrónicos de los ciudadanos, sus dispositivos, dispositivos públicos y otras fuentes.

La idea es utilizar estos datos para gestionar mejor recursos críticos, reducir costes y el uso de recursos, promover mejores hábitos de vida y entornos de trabajo y optimizar las operaciones, mejorando así el día a día de los ciudadanos.

Con el auge de las ciudades inteligentes, es un momento perfecto para estudiar los beneficios que traerán consigo y el papel que el sector asegurador asumirá en este contexto. 

¿Qué es una ciudad inteligente?


Una ciudad inteligente es un área que utiliza sistemas informáticos para controlar y mejorar las operaciones e infraestructuras. Su objetivo principal es optimizar plenamente las funciones de la ciudad, promover el crecimiento económico y mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos. Según datos de Statista, en 2020 había 174 ciudades inteligentes en 80 países, entre ellas Londres, Nueva York, París, Tokio y Reikiavik. 

Las ciudades inteligentes tienen muchos beneficios, algunos de ellos son:

  • Son más seguras. Con la ayuda de la inteligencia visual y otros programas basados en la inteligencia artificial, las ciudades inteligentes pueden utilizar las cámaras para cartografiar la delincuencia en tiempo real y optimizar los semáforos para dar prioridad a los primeros auxilios. Con la ONU estimando que el 68% de la población mundial vivirá en zonas urbanas en 2050, optimizar nuestras ciudades para que sean seguras para todos es una prioridad clave.

  • Son ecológicas. Las ciudades inteligentes se centran en reducir las emisiones y optimizar el uso de la energía. Los edificios inteligentes recopilan constantemente datos para evaluar las necesidades energéticas y, gracias a ello, los gestores de las instalaciones pueden utilizar estos datos para automatizar el uso de la electricidad y la calefacción, o la iluminación puede configurarse para que se active a un determinado nivel de brillo, como cuando se pone el sol. La calefacción puede ajustarse en función de los datos en tiempo real, como el nivel de ocupación y la temperatura actual. El flujo de tráfico también se optimiza a través de la tecnología, y se establecen funciones de aparcamiento inteligente. 

  • Ponen al ciudadano en el centro de su desarrollo. Todas las mejoras tecnológicas puestas en marcha en una ciudad inteligente están pensadas para mejorar la vida cotidiana del ciudadano y ahorrarle tiempo.

¿Qué está ocurriendo en el sector asegurador?

Actualmente, el sector asegurador está haciendo grandes avances hacia el futuro. Ante un nuevo cliente, más digital, más exigente y menos paciente, acostumbrado a la inmediatez, las aseguradoras se encuentran inmersas en la digitalización de sus procesos. La automatización les permite ofrecer una experiencia más ágil, reduciendo de forma dramática tiempos y costes de gestión. En ello juega un papel fundamental la Inteligencia Artificial y la recogida y análisis de datos, también factor clave en las nuevas Smart Cities o ciudades inteligentes. 

El papel fundamental del Big Data

Los datos, su recogida y su análisis serán, como decíamos, fudamentales en las ciudades inteligentes. Permitirán obtener conclusiones y tomar decisiones en tiempo real para mejorar el flujo del tráfico, el uso y la demanda de energía o agua o los servicios de salud o mensajería, entre otras muchas cosas. 

Aquí es donde los seguros de motor y hogar y las ciudades inteligentes hacen match: ambos quieren encontrar la forma de solucionar los problemas y mejorar las vidas de los ciudadanos, y ambos encuentran la solución en el big data y la Inteligencia Artificial. En última instancia, los datos recogidos por las ciudades inteligentes, si se comparten con las compañías de seguros junto con las pruebas recogidas por los asegurados, podrían ayudar a agilizar aún más la gestión de siniestros. 

El futuro de los seguros de motor y hogar en las ciudades inteligentes

Con la tecnología adecuada, las aseguradoras de motor son capaces de gestionar la suscripción de pólizas y los siniestros en cuestión de minutos, gracias a la recogida de evidencias a través del Smartphone del usuario. Esta tecnología de Inteligencia Visual también tiene un impacto tremendo en seguros del hogar, ante la aparición de humedades o en roturas de cristales: gracias al análisis pixel por píxel de las fotos o videos tomados por el asegurado, se determina rápidamente la causa del daño, el coste de la reparación y el profesional que debe acudir al hogar. 

El resultado: un ahorro en trayectos y costes y una experiencia mucho más fluída. Esto tiene también un impacto ecológico importante, reduciendo la huella de CO2 de las aseguradoras, otro factor fundamental en el ADN de una Smart City. 

Por lo tanto, estas nueva experiencia que ofrecen las aseguradoras formará parte integral de las ciudades inteligentes. Si vives en una ciudad inteigente, un siniestro de motor y hogar se resolverá en el menor tiempo posible, de forma remota y digital. Se ahorrará en tiempos, costes y trayectos, contribuyendo al fin último de las ciudades inteigentes: solucionar los problemas del ciudadano y hacer su vida más fluída.

Comparte este post

Posts relacionados

INTELIGENCIA ARTIFICIAL Y TECNOLOGÍA

Así nos afectan las humedades en el hogar (y así pueden ayudar las compañías de seguros)

20 junio 2022 · Por Ana Navarrina

Nuevo whitepaper disponible

La Inteligencia Visual aplicada a la industria aseguradora

La Inteligencia Artificial en general, y la Inteligencia Visual en concreto, están muy presentes en nuestros días.